DermalAbyss, biosensores para monitorizar tu salud

13-Feb-18 by Somos Cranius

Tatuajes inteligentes para monitorizar tu salud

Estos tatuajes inteligentes cambian de color a través de unos biosensores si hay desequilibrio de nutrientes.

La consolidación del Internet de las cosas está afectando a muchos sectores. Uno de ellos es el de la biotecnología. El IOT está fomentando la producción de dispositivos inteligentes de control de la salud. Este es el caso de un nuevo sistema de smart tattoos que puede ahorrarte más de un chequeo médico. El futuro también ha llegado para el tatuaje. La Universidad de Harvard, junto al MIT, han desarrollado un sistema de tatuajes inteligentes, llamado Dermal Abyss. Estos pigmentos inteligentes cambian de color para monitorizar la salud del usuario que los lleva, gracias a unos biosensores líquidos. Estos sensores integrados en el tatuaje cambiarán si se altera la composición química del fluido intersticial (que se encuentra entre las células). De este modo, el paciente puede identificar si tiene un problema.

Pigmentarse la piel es una costumbre milenaria, y fue practicada por numerosas culturas, como la egipcia, fenicia, celta, asiática… El primer ser humano tatuado fue encontrado en el año 1991, y se piensa que pudo vivir hace más de…¡5.400 años! ¡Una pasada!La práctica de tatuarse ha pasado por diferentes etapas a lo largo de la historia. Sus finalidades también han variado dependiendo del contexto espacial y temporal. Por ejemplo, en la Edad Media, la Iglesia Católica prohibió y condenó a todo aquel que tuviera un tatuaje. La práctica de pigmentar la piel estaba considerada como una agresión a la vida y al cuerpo que Dios nos ha regalado. ¿Imagináis entonces lo que pensaba una férrea mente católica cuando veía a alguien con un tatuaje en su piel?…¡El mismísimo demonio! Mucho después, los marineros exploradores comenzaron a utilizar tinta para marcar su piel…Y así, hasta nuestros días.

Según los investigadores, el objetivo es que estos tatuajes sustituyan los “wearables”. Los dispositivos inteligentes vestibles también ayudan a monitorizar la salud, pero no están totalmente integrados en el cuerpo, y necesitan batería y conexión.

Esta es otra de las soluciones tecnológicas y creativas que tanto nos motivan en Cranius. Sin duda, esta es una prueba de lo que puede alcanzar desarrollo tecnológico cuando se pone al servicio de la salud. Ya en otro artículo os hablamos de una impresora 3D capaz de reproducir piel humana. Nosotros pensamos que la tecnología debe tratar de mantener siempre esa perspectiva «ética». Pero, cuando además, este desarrollo tecnológico se combina con arte, entonces el resultado es maravilloso. Actualmente, podemos observar cómo crecen las propuestas que presentan “dispositivos cuantificadores”. Por ejemplo, las pulseras de actividad inteligente nos permitían monitorizar y hacer un seguimiento efectivo de la actividad física. Sin embargo, la biotecnología trasciende y va un paso más allá. Ahora, gracias al Internet de las cosas, pueden desarrollarse nuevos dispositivos basados en sensores diminutos que no necesitan corriente. 

No obstante, estos tatuajes aún se encuentran en fase de prueba, y son muchos los interrogantes que surgen en torno a este sistema de biosensores líquidos. , como por ejemplo: ¿cuánto tiempo duran en la piel? ¿Será posible superar ciertas limitaciones estéticas, como la escasa gama de colores? ¿Qué podría suceder si el paciente es alérgico a la tinta? El desarrollo tecnológico en el campo de la salud pretende crear dispositivos diminutos imperceptibles para monitorear y cuidar de nuestra salud. Sin duda, este supone un paso importante en el camino hacia este objetivo. Aunque sean muchos los interrogantes que puedan surgir, lo que está claro, es que en los próximos años veremos muchas propuestas como estas, sobre todo en el ámbito de la salud. 

Tags

Artículos Relacionados